Foto: Espacio Light-Beefeater Light y Ballantine's Light

Hasta el 18 de junio, estas nuevas bebidas espirituosas ‘Low-Alcohol’ de Pernod Ricard España, se podrán descubrir de una forma muy especial mediante olores, degustación, juegos, regalos y descuentos exclusivos

Hasta el próximo día 18 de junio, el número 46 de la Gran Vía madrileña será la residencia de Beefeater Light y Ballantine’s Light. Las nuevas bebidas espirituosas de Pernod Ricard España, dentro de la categoría ‘Low-Alcohol’, lanzadas en nuestro país, que cuentan con la mitad de alcohol y calorías, pero con todo el sabor y calidad de la receta original.

Unas bebidas que responden al nuevo estilo de vida de los consumidores, orientados cada vez más a un consumo moderado y diurno.

Todos aquellos que quieran sumergirse de un modo diferente en el embrujo de estas dos referencias, podrán hacerlo acudiendo al propio espacio de Beefeater Light y Ballantine’s Light, una tienda experiencial donde poder descubrir estas bebidas de una forma muy especial, a partir de olores, una pequeña degustación, juegos, regalos y descuentos exclusivos. Una idea que ha sido concebida por la agencia Samplia junto a las marcas.

El espacio contará con música las tardes de los viernes, sábados y domingos de la mano del DJ Joao Ribeiro y su equipo. Además, con la misión de seguir alimentando el flujo de la hostelería, se animará a quienes pasen por este espacio a disfrutar de una copa Ballantine’s Light o Beefeater Light en algunos de los bares de la zona con exclusivos descuentos.

Beefeater Light está destilada en el corazón de Londres y se elabora con los nueve botánicos de siempre y con sabores naturales. Presenta el sabor de la genuina ginebra londinense, pero con la mitad de alcohol (20% vol.).

Su ‘perfect serve’ es el mismo que el clásico ‘gin tonic’ de Beefeater: mezclado con tónica Schweppes mucho hielo y un ‘twist’ de limón y naranja.

Por su parte, Ballantine’s Light posee equilibradas notas frutales y florales típicas del estilo emblemático de Ballantine’s, pero muestra notas más frescas de jugosa manzana verde y un toque cítrico con aromas de pomelo rosa y ralladura de naranja. Posee una graduación alcohólica de 20% vol.

Su ‘perfect serve’ se sirve en copa con mucho hielo, 60 ml de Ballantine’s Light, 200 ml de tu mezcla favorita y un gajo de lima para el toque final.