El restaurante Casamontes acaba de llevar a Las Tablas, una zona cada vez más de moda, con una cocina a base de productos naturales y de temporada con notas internacionales. En un local moderno, fresco y coqueto, perfecto para tomar el aperitivo, comer al mediodía o disfrutar de un ‘afterwork’

Casamontes acaba de llegar a Las Tablas con cocina mediterránea tradicional a la que sus propietarios le han dado un toque personal y desenfadado. El cocinero Dani Montes y su socio Ángel Cusati han creado una carta para todo tipo de paladares, dándoles una “vuelta de tuerca” divertida a los platos y sin olvidarse de los celíacos o los veganos.

Entre sus originales entrantes destacan las ‘Pipas de mar para mojar pan y los dedos’, mejillones traídos directamente de Galicia con una salsa italiana en la que hacer barquitos, el ‘Pulpo con sobrasada y sus patatas’, o los ‘Berberechos increíbles’, que solamente están disponibles en fin de semana. Entre los platos principales, un ‘Ceviche de gambón aliñado con una salsa de leche de tigre casera’, y su plato estrella: el ‘Picantón, en una pepitoria muy fina y aromática’, y el ‘Chupachups’, una costilla de ternera a la francesa acompañada de un puré de patatas al ‘curry’ rojo, los dos cocinados a baja temperatura durante 16 y 22 horas respectivamente. La casa también propone platos de temporada fuera de la carta y entre los postres destaca la ‘Tarta de queso’, muy jugosa, a base de una mezcla de queso de oveja, Gamonéu, Mascarpone y queso ahumado que le dan un sabor potente e inconfundible. Casamontes además propone un menú del día que cambia semanalmente

El restaurante se alberga en un local moderno y acogedor con una larga barra perfecta para el aperitivo, cocina vista y una sala con mesas bajas, luces cálidas y sillas dispares.

En Casamontes se puede comer, cenar, celebrar cualquier momento con amigos, cerrar un negocio alrededor de la mesa o disfrutar del ‘afterwork’ con los tacos y las alitas que regalan con cada copa o consumición. Abierto de martes a domingo en horario ininterrumpido de 11.00 a 01.00 horas.

Leer el artículo completo en la revista