Llega a Madrid Da Luca Trattoría-Pizzería, un restaurante inspirado en las trattorías italianas, con un servicio cercano y adaptado al cliente. En la carta, Luca Bosi, segunda generación de una familia de cocineros, ha rescatado recetas de su padre y ha incluido 16 tipos distintos de ‘pizzas’

Inspirado en las ‘trattorías’ italianas de toda la vida, el restaurante Da Luca no es un restaurante italiano más. El espacio del que es responsable Luca Bosi se distingue por el servicio personalizado y cercano con el comensal y por las recetas, ya que no hay diferencia entre un plato que sirven en el restaurante de la madrileña calle Prim y otro que el comensal pueda probar en Roma. En su empeño por reafirmarse como un restaurante que respeta al 100% la cocina italiana, los nombres de todos los platos figuran en la carta en su idioma original.

A Luca Bosi le avala una extensa trayectoria en Italia. Nació y creció en el restaurante de su padre en Emilia Romagna, una región del norte, y a los 9 años empezó a trabajar sirviendo café. Hace cinco años llegó a España e impulsó una pizzería en Fuerteventura, un local que, ya sin él al frente, continúa siendo un éxito.

A la carta de su nuevo proyecto han viajado platos que él mismo aprendió de su padre. Destacan la ‘Tavola italiana’, una tabla de embutidos, quesos italianos, tomate seco y ‘bruschetta’. También el ‘Rigatoni sorrentina’, una pasta con tomatitos ‘cherry’, requesón y albahaca, el ‘Rigatoni Da Luca’, con ‘boletus’, ‘confit’ de pato y trufa, y el ‘Spaghetti carbonara alla ciociara’, con ‘guanciale’ en lugar de panceta, como manda la receta original, servido en una cesta de queso Pecorino Romano. Otro plato de su familia es el ‘Risotto ai funghi porcini’, un arroz arborio con boletus mantecado al Parmigiano Reggiano. En la carta no podían faltar las ‘pizzas’. Da Luca sirve hasta 16 tipos distintos de ‘pizzas’, como la ‘pizza’ Da Luca, que Luca Bosi ha rescatado del recetario de su padre y que lleva ‘mozzarella’, brécol, patatas al horno, salchicha fresca y ‘lardo di colonnata’. En cuanto a las carnes, el jefe de sala recomienda el ‘Filetto di manzo al pepe verde’, un solomillo de ternera a la pimienta verde, y la ‘Costoletta alla milanese’, una chuleta de lechal empanada con patatas fritas caseras. No faltan los pescados, como el ‘Salmone ai ferri’, un salmón a la plancha sobre lecho de espinacas, uvas pasas, piñones y salsa de eneldo, y las ensaladas.

Todas las recetas son elaboradas con productos italianos de temporada por Moreno Ciccolitto, un chef con más de 27 años de experiencia entre fogones italianos, que cocina platos tradicionales con un toque de autor. Por ejemplo a la carbonara se le añaden flores frescas comestibles.

Da Luca Trattoría-Pizzería propone también desayunos y aperitivos italianos a última hora de la tarde.

Leer el artículo completo en la revista