Situada en el Passatge de la Concepció, 12, se encuentra la coctelería más ‘cool’ de Barcelona: Boca Chica. Un lugar único que comparte espacio con el restaurante Boca Grande, ya que este exclusivo local tiene en su conjunto dos pisos y una terraza. Bajo el sello del diseñador Lázaro Rosa Violán, Boca Chica está decorada como la casa de un viajero, e invita a sus huéspedes a disfrutar de esta mezcla multicultural tanto en el ambiente como en su extensa carta de cócteles alrededor del mundo.
Este original entorno presenta una carta de coctelería de autor, clásica e internacional firmada por Sergio Padilla, uno de los ‘bartenders’ españoles con mayor proyección internacional que describe su arte con estas palabras “trabajo la coctelería clásica, pero revisionada o adaptada al público de hoy. Los clásicos suelen tener mucha graduación alcohólica y hoy en día la gente ya no desea tanto alcohol. De hecho nosotros apostamos mucho por la coctelería sin”.
Este joven de Terrasa, que fue jefe de la barra de O’Clock en Madrid y finalista en concursos internacionales de coctelería, se define también como autodidacta, “mi mejor escuela han sido los viajes y Google”, confiesa. Entre sus creaciones más innovadoras, destacan el cóctel de ‘sake’ japonés y crema catalana, uno de ‘limoncello’ de tequila, el ‘Mai Tai’ reversionado con ratafía catalana, e incluso una sangría elaborada con una infusionadora china.
Además de haberse convertido en una cita ineludible para los amantes de la coctelería, y de ser un sitio sin clon en Barcelona, Boca Chica hoy en día está en el candelero por otras razones. Su equipo de bármanes ha conseguido un ‘hat trick’ en las tres mejores competiciones cocteleras del momento. Los tres bármanes del equipo que han sido premiados son: Adolfo Rodríguez, Mejor ‘Bartender’ de España en la ‘MasterClass’ de Orangina Schweppes 2014 en la categoría de ‘gin tonic’ con Infusion, un combinado muy especial que rinde homenaje a Jacob Schweppes, inventor de la tónica. Su preparación se lleva a cabo dentro de una lámpara de Aladino; Natalia García que ha ganado el Challenge Bar Chef 2014 de ‘World Class Competition’ España en maridaje en coctelería; y Anna Rodríguez, ganadora del concurso internacional ‘Mediterranean Inspirations’ por sus combinados ‘healthy’. Pero los reconocimientos y las buenas noticias no acaban aquí, además de hacerse con el triplete en las mejores competiciones de combinados de nuestro país, Boca Chica ha sido nominado para el World’s 50 Best Bars, que elige los mejores bares del mundo y del que se conocerá el ganador este mes de octubre.

 

 

Leer el artículo completo en la revista