Palacio de Bornos evoluciona y relanza la imagen de sus gamas Verdejo y Sauvignon Blanc, coincidiendo con el lanzamiento de la nueva añada. El rediseño de las etiquetas de los dos vinos persigue mantener la esencia de su imagen actual, para que sigan siendo fácilmente identificados en el mercado por su clientela habitual

Evolucionar sin perder la esencia de su identidad gráfica: ése ha sido el principal objetivo que ha llevado a Palacio de Bornos a rediseñar la imagen de Palacio Bornos Verdejo y Palacio Bornos Sauvignon Blanc, dos de los vinos más representativos de la bodega Denominación de Origen Rueda.

El rediseño del ‘packaging’ se ha centrado específicamente en las etiquetas, con la finalidad de dotar a estos vinos de una estética renovada y creativa con la que poder sorprender, pero que a su vez sigan siendo fácilmente identificados en el mercado por su clientela habitual.

“Queríamos que la imagen con la que llegan nuestros vinos al consumidor transmitiera un nuevo estilo, modernidad y, en definitiva, esa evolución constante que nos caracteriza”, explica Fernando Zaratiegui, director general de la bodega.

Por otra parte, el rediseño de esta gama de vinos persigue mantener la esencia de su imagen actual sin perder un ápice de personalidad. Permanece en la estética de las etiquetas su inconfundible tándem bicolor en tonos naranja y negro y su disposición vertical. Lo que realmente se ha variado es el formato de la etiqueta, pasando de una forma tradicional cuadrada a otra más irregular, que aporta mayor originalidad y dinamismo al ‘packaging’.

El rediseño ha coincidido con el lanzamiento de la nueva añada 2017. Palacio de Bornos Verdejo es un monovarietal de Verdejo procedente de las 275 hectáreas de viñedo propio con las que cuenta la bodega en las localidades de Rueda, Pollos y La Seca; gran parte de ellas de viñedo viejo con más de treinta años de edad. De color amarillo pálido con tonos verdosos, en nariz presenta aromas de frutas tropicales, heno y matices anisados. Intenso, sabroso
y equilibrado en boca, fresca acidez, frutal y aromático en el ‘postgusto’.

Palacio de Bornos Sauvignon Blanc es también un vino monovarietal, elaborado al 100% con la variedad Sauvignon Blanc procedente del viñedo propio de la bodega. Es un vino color amarillo pálido brillante con aroma intenso y carácter complejo, al aparecer frutas tropicales con toques herbáceos y minerales. Potente y elegante al paladar, bien equilibrado y de buena acidez, su paso en boca resulta sabroso y fresco, con buena persistencia posterior.

 

Leer el artículo completo en la revista