En el Espacio illy en San Sebastián Gastronomika 2018, los asistentes pudieron descubrir los efectos del tueste clásico e intenso en el resultado final de una taza de café ‘espresso’, ‘cappuccino’ o café americano. Una iniciativa para concienciar de la importancia de respetar todos los pasos de la cadena de producción

Hacer un buen café es todo un arte. Saber degustarlo e identificar sus variaciones, también. De hecho, las experiencias que giran en torno a descubrir este producto natural, que nos brinda la naturaleza con la planta Coffea Arabica, y apreciarlo de forma más afinada despiertan cada vez más interés tanto entre el público profesional como entre los ‘gourmets amateurs’.

La empresa illycaffè, con destacada presencia y prestigio internacional, siempre se ha posicionado como un referente no solo en cuanto a calidad de producto sino también en la promoción y difusión de la cultura cafetera. Es por ello que, una vez más, ha estado presente con la Università del Caffè en el encuentro San Sebastián Gastronomika 2018, que celebró su vigésima edición del 8 al 10 de octubre.

En el evento, y con motivo de los 25 años de presencia de illycaffè en la península ibérica, los participantes pudieron informarse acerca de la importancia de la materia prima, pero también descubrir cómo otros factores que intervienen en el proceso de transformación del café verde (técnica de conservación, tipos de tuestes, envases, uso de la máquina de café, molino y profesionalidad) tienen una influencia fundamental en el resultado final en taza.

Desde illycaffè quieren concienciar en que, para conseguir su exquisito café, todos los pasos de la cadena de producción se deben respetar de forma precisa. Buen ejemplo de ello es la fase del tueste que, aplicada durante aproximadamente 15 minutos a temperaturas máximas de 200 ºC, determina las 800 sustancias aromáticas que constituyen el patrimonio de sabor y aroma del café influyendo, en gran parte, en el equilibrio entre ácido y amargo. Para poder reconocer las diferencias y detectar sus notas aromáticas, se llevó a cabo en el Espacio illy de la feria Gastronomika una cata especial guiada por Sharon Bossi, ‘barista trainer’ de la Università del Caffè.

Leer el artículo completo en la revista