En sus venas corre una mezcla especial y complementaria de norte y de sur. Nacida en A Coruña y residente en Valencia, Gina del Río se sumergió, como si del mismo mar se tratase, en la coctelería de la mano de su maestra Elisa Vidal. “Después de mucho tiempo con ella entre bambalinas, rodeada de alambiques, esencias, espumas, etc…un día me animó con su característica perseverancia a que entrara en este mundo, asegurándome que yo tenía elegancia, buen gusto y disciplina, y así comencé a formarme tanto por vía pública como privada y en un sin fin de ‘masterclass’ de distintos destilados y productos”, recuerda Gina sobre su introducción en la coctelería. La formación y las clases dieron sus frutos convirtiendo a Gina en una alumna aventajada de este arte, ya que siempre ha tenido claros cuáles son los requisitos para ser un buen ‘bartender’ “bajo mi entender, un buen profesional tiene que tener formación, que debe ser continua, disciplina, elegancia y carisma. Además, es necesario también tener la psicología suficiente para saber lo que demanda el cliente sin necesidad de que nos lo diga. Es sabido desde siempre que los barman siempre hemos sido un poco confidentes de nuestra clientela”.
Cuando se le pregunta sobre qué término prefiere para definir su profesión ella me contesta: “pese a que todavía no se use mucho, el término ‘barmaid’ es el que realmente me gusta, ya que es el que se refiere a la mujer ‘bartender’. Cada vez somos más las mujeres que desempeñamos esta profesión con gran orgullo, pero hay que confesar que sigue siendo un mundo de hombres”.
Pues bien, esta ‘barmaid’, que se confiesa asombrada por “la velocidad de transformación y evolución en las técnicas cocteleras y sus protocolos”, y que ha trabajado a lo largo de su trayectoria en numerosos proyectos para distintas marcas de destilados, actualmente su compromiso principal es para Central Hisumer, “una distribuidora de relevancia en el mundo de los destilados Premium, para la que realizo eventos o imparto ‘masterclass’ de sus productos, principalmente de The Botanicals Gin. También colaboro con las distintas marcas que gestiona Osborne, como Magno o Seagram´s”, afirma Gina.

 

 

Leer el artículo completo en la revista