Foto: Silvia Pérez, fundadora de Restaurabox

Silvia Pérez, fundadora de Restaurabox, ha creado un proyecto dentro de su empresa para ofrecer, de forma gratuita, asesoramiento y “tratamiento” de equipos para que la vuelta del estado de alarma sea lo menos traumática posible y el equipo trabaje mejor y cohesionado

El principal activo de las empresas de cualquier sector son las personas. Si hablamos de los negocios de restauración y hostelería, donde el contacto directo y cercano con el cliente es prioritario, el contar con un equipo motivado y cohesionado es primordial.  

Precisamente de las actitudes del personal, de cómo gestionar los equipos en los establecimientos de hostelería y de cómo prepararlos para la reapertura de los locales después del cierre de los mismos debido al estado de alarma provocado por el COVID-19,  hemos tenido el placer de conversar con Silvia Pérez, experta en consultoría de restauración y gestión de equipos, y fundadora de Restaurabox. Una empresa que nace de los 20 años de experiencia en el sector de la restauración, del ‘catering’, de los eventos fusionándola con la gestión de los equipos y otros servicios entre los que destacan la comercialización de restaurantes en agencias de Dmc o Mice entre otras, con la consultoría en el sector de los eventos para la mejora de la operativa. “Pero, lo que a nosotros nos lleva de cabeza es la gestión de los equipos. Tratamos problemas o cuestiones que no acaban de funcionar bien en un equipo para que puedan avanzar mucho más. Y cuando el equipo funciona bien, lo que hacemos es potenciarlo para que funcione aún mejor”.

Silvia Pérez ha creado un proyecto dentro de Restaurabox para ofrecer, de forma gratuita, asesoramiento y “tratamiento” de equipos para que la vuelta del estado de alarma sea lo menos traumática posible y el equipo trabaje mejor y cohesionado. 

El objetivo de este proyecto solidario es que la vuelta a la normalidad de los equipos de trabajo se haga de forma agradable y efectiva.

“Las empresas de restauración y hostelería se plantean muchas preguntas antes de ponerse en marcha de nuevo, y una de ellas es si su equipo estará preparado y con qué grado de motivación e implicación. He creado este proyecto porque creo en el potencial de las personas y sin el trabajo y el esfuerzo de ellas la mayoría de los negocios no se podrían llevar a cabo. Es por esto por lo que nos ponemos a disposición de las empresas para que sus equipos puedan volver a la normalidad lo antes posible tras haber vivido una situación de cuarentena e incertidumbre”. 

Restaurabox prepara al equipo con todas sus herramientas para que puedan empezar de nuevo con energía y fuerza. Una de ellas es el sistema ‘Winning Team’, que trabaja diversos aspectos como el análisis de los estados emocionales de los trabajadores antes y tras el confinamiento; la comprobación del nivel de motivación actual, individual y en grupo; el estudio acerca de si el personal ha podido incurrir en alguna zona de confort a causa del confinamiento y, en este caso, la vuelta a la normalidad es menos llevadera, y hay que revertir esa situación facilitando el trabajo a los empresarios. Asimismo, este sistema mejora la comunicación entre los trabajadores y los distintos departamentos desbloqueando posibles conflictos y alineando así a todo el personal, y, además, analiza como estará el mercado, marca objetivos y desarrolla las estrategias que necesita el equipo para llegar al objetivo marcado.

Leer el artículo completo en la revista