“Ha sido el mejor año en sus 65 años de historia. El hotel continuará siendo un referente del turismo madrileño, promoviendo todos los atractivos que ofrece la ciudad, sus tradiciones y costumbres más arraigadas Seguiremos acometiendo nuevas acciones sostenibles y solidarias incluidas en nuestro programa de RSC Mayorazgo Solidario”, detalla Manuel Á. Ruiz Sotillo, director del Hotel Mayorazgo y presidente de la Asociación Española de Directores de Hotel en Madrid (AEDH)

Recientemente se ha celebrado FITUR, la prestigiosa Feria Internacional de Turismo, en el recinto ferial IFEMA Madrid, en un clima de satisfacción por los buenos datos registrados por el turismo internacional en 2023 y por las halagüeñas previsiones del sector para este año 2024. 

Con motivo de este evento, Manuel Á. Ruiz Sotillo, director del Hotel Mayorazgo y presidente de la Asociación Española de Directores de Hotel en Madrid (AEDH), que además ha sido seleccionado por segundo año consecutivo entreLos 150 más influyentes del Turismo en 2024” según Sergestur, manifiesta que: “El año 2023 ha sido un año histórico en lo relativo a volumen de ingresos y número de visitantes” en el sector turístico. “A falta de disponer de los datos definitivos, las previsiones del Ministerio de Industria y Turismo apuntan a que se podría llegar a los 85 millones de viajeros y a los 105.000 millones de euros de gasto, lo que supondría rebasar los máximos históricos alcanzados en 2019 (83,7 millones de turistas extranjeros y 92.000 millones de euros de gasto turístico)”, lo que sitúa a 2023 como un ejercicio sin precedentes.

En cuanto a las previsiones para 2024, Manuel Á. Ruiz Sotillo explica que “será igual de bueno o mejor que 2023, debido a la inercia positiva en el volumen de reservas y por la intención de seguir viajando expresada por los viajeros. Hasta el momento, ni los conflictos en Gaza o en Ucrania, tampoco el temor a una hipotética desaceleración económica en Europa, están afectando a la intención de los turistas en los grandes mercados emisores, dispuestos al parecer a seguir priorizando la experiencia de viajar frente a otros gastos ligados al consumo”.

Leer el artículo completo en la revista