El restaurante Pante, ubicado en pleno barrio de Salamanca madrileño, tiene su razón de ser en la isla de Pantelleria, y en demostrar al público la verdadera esencia de la cocina italiana, a la que no le falta ese toque siciliano

Inspirado en la bella isla italiana de Pantelleria, que se encuentra localizada al suroeste de la isla de Sicilia, Pante irrumpió en la escena de la capital española hace escasos meses. Se trataba de mediados del mes de abril y podemos decir que entraba por la puerta grande. El restaurante aparecía en el número 21 de la calle Villanueva, en el prestigioso barrio de Salamanca, y de la mano de tres jóvenes emprendedores llamados Alessandro Luchetti, Daniel Cabezas y Antonio Facco, los cuales derrochan pasión a raudales por el mundo de la gastronomía, de la hospitalidad y del diseño. 

Sus objetivos eran claros: recrear la esencia de esa isla en el local, como su propio nombre ya indica de entrada, y presentar un genuino concepto de gastronomía italiana, dando a entender que la cocina transalpina es mucho más que pasta y ‘pizza’. 

Su arquitectura y decoración, ideada por los tres socios y materializada por Antonio, que es diseñador, reproduce ese pedacito de tierra bañada por el Mediterráneo y su carácter volcánico. “Pantelleria tiene influencia árabe al estar cerca de Túnez, y la arquitectura tiene muchos arcos en las paredes, se juega con la cúpulas, formas semicirculares… Nuestro local es sencillo, muy limpio, con bonitos detalles que la representan como los arcos en las paredes, las cuales están pintadas de un color que recrea el de las rocas volcánicas, de tipo microcemento ligeramente marrón con un tono arena, de hecho, el microcemento también es típico de la isla; las lámparas tienen forma de cúpula, también contamos con el color azul que representa nuestro logo y con una serie de plantas, sustituyendo a las palmeras que tenemos allí. Incluso en la zona de la barra hemos puesto unos baldosines de terracota pintados a mano que halló mi padre en su casa de Pantelleria, señala Alessandro Luchetti que, además de socio, ejerce las funciones de director general. 

Entrando en el terreno gastronómico, Pante, ofrece una cocina italiana 100%, con un toque siciliano. “Contamos con un chef milanés que ha entendido muy bien lo que queríamos, hemos recreado recetas tradicionales de Italia en general, no sólo de Sicilia, como si fuera un restaurante italiano en Italia, no como un restaurante italiano en el extranjero”, puntualiza Luchetti, quien a su vez añade: “No somos una ‘osteria’, ni una ‘trattoria’ y no servimos recetas como la lasaña, una carbonara o un ‘ragù alla bolognese’, por ejemplo. Al ser un restaurante italiano hay que ser contemporáneo con lo que está pasando en Italia, con las recetas que se hacen allí, con las tendencias, las modas en cocina… y eso es un poco lo que hacemos también con el pescado y la carne. Algún cliente se sorprende por el hecho de acudir a un restaurante italiano a comer pescado. Nosotros hemos apostado por el crudo como la gamba roja cruda italiana o la cigala italiana cruda… y es algo que está gustando mucho. Por ejemplo, también hacemos ‘Tartar de atún rojo con aceite, ralladura de limón y alcaparras de Pantelleria, porque muchos productos los importamos de la isla como el orégano o las alcaparras. 

Leer el artículo completo en la revista